06
Enero

Entre la furia y el fuego

Escrito por  Pedro Diaz Arcia
Publicado en Al día

Según un artículo de The New York Times, la avalancha de noticias generada por Donald Trump, creo que en un éxtasis sedicioso, ha estremecido el “entendimiento del tiempo y la memoria de los estadounidenses” produciendo una “sobrecarga sensorial” que puede provocar la desaparición de la conciencia colectiva y la opinión pública.
Los temas se suceden como ráfagas de viento, se arrastran unos a otros, se confunden sin secuencia. Cuando tratamos de analizar las consecuencias de un desacierto, ya se ha producido otra decena con mayor o menor entidad, pero como “torbellinos sin solución”; hechos que marcarían hitos en el país se registran en la superficie de algún inventario y pasan de largo. ¿En qué página olvidada quedó el tiroteo de Las Vegas; o el de la iglesia de Texas? En esta vorágine alguien dijo que “nada importa durante el tiempo suficiente”.
En una curiosa sugerencia, el viceministro de Asuntos Exteriores de Rusia, Serguéi Riabkov, quien calificó de injerencista el anuncio de Estados Unidos de convocar una reunión del Consejo de Seguridad para abordar las protestas callejeras en Irán, recomendó a los funcionarios estadounidenses que aprendan el “abecedario de la diplomacia”; pues la protesta de Washington nada tiene que ver con las funciones del órgano ni con la Carta Magna de la ONU.
Para Riabkov se trata de un intento deliberado por socavar el Plan de Acción Integral Conjunto, concertado en 2015 entre Teherán y el sexteto de negociadores internacionales sobre el acuerdo nuclear del país persa. Moscú se mantendrá firme en su posición de que este pacto no será sometido a corrección alguna.
La agenda la ocupa ahora el libro del periodista Michael Wolff que sacó de sus casillas al magnate. Fragmentos adelantados de la obra ya dieron inicio a la batalla contra Steve Bannon. El magnate se indignó al conocer sus declaraciones contenidas en “Fuego y Furia: Dentro de la Casa Blanca de Trump”, que lo describió como alguien que no estaba preparado para el cargo.
Al referirse a la reunión de varios miembros del equipo de campaña de Trump con personalidades rusas cercanas al Kremlin, Bannon aseguró a Wolff que los investigadores del Departamento de Justicia, que investigan la presunta colusión con Moscú, iban a partir al hijo mayor de Trump “como un huevo en la televisión nacional”.
De guía espiritual e ideológico y su principal estratega, Bannon ocupa el sitial de uno de sus principales enemigos. No será el único, pues hay mucha tinta en el tintero.
Wolff escribe que antes de la elección, Mike Flynn, ex asesor de Seguridad Nacional, fue advertido por amigos que no era bueno aceptar 45,000 dólares de los rusos para dar un discurso. “Bueno, sólo sería un problema si ganamos”, dijo. Pero Trump ganó a su pesar y la verdad salió a la luz para males de Flynn, Comey y otros tantos.
El libro hace alusión a las fobias de Trump; además, a la intención del ambicioso yerno del presidente, Jared Kushnev, para que Ivanka Trump se convierta en la primera presidenta de Estados Unidos. Pareciera que la locura se apoderó del clan, presidido por un “jodido idiota” como lo calificó el multimillonario australiano, nacionalizado estadounidense, Rupert Murdoch.
Adentrarnos en el libro será como entrar en un laberinto en el que es difícil hallar la salida…si la tiene.

Valora este artículo
(0 votos)

Deja un comentario

Asegúrate de llenar la información requerida marcada con (*). No está permitido el código HTML. Tu dirección de correo NO será publicada.